miércoles, 29 de diciembre de 2010

jueves, 23 de diciembre de 2010

COMPOSICIÓN DE DICIEMBRE DEL 2010 REGALO DE NAVIDAD Y DE DÍA DE LOS REYES MAGOS PARA MIS SOBRINOS. LA CANCIÓN "LUCI NO ESTÁ EN UN JARDÍN DE DIAMANTES"


LUCI NO ESTÁ EN UN JARDÍN DE DIAMANTES

A Manuel y Juanito
A Ma. Emilia, a Ana Sofía y a Andrea Carolina
Regalo de Navidad y de Día de los Reyes Magos


Luci se intoxica
Luci se envenena


Luci no está en un jardín de diamantes
Pero vuela sobre flores amarillas
Luci cuando huye
Luci cuando flota
Pero Luci no está en un jardín de diamantes


Luci en los jardines
Luci entre las flores
Luci con robots- abeja
Luci entre miel de luces


Luci, ten cuidado
Luci


Luci, tienes frío
Luci, es que no estás en un jardín de diamantes


Luci, son fantasmas
Luci, no son reales
Luci


Luci, se marchitan
Luci, cuando gritas
Luci, tienes frío


Luci, estás entre las llamas
Luci, no vives en el paraíso
Luci, mira la mañana
Luci, mira el rocío
Luci, yo ya sé que no estás en un jardín de diamantes


Luci, cuando lloras
Luci, tu corazón se quema en la caldera


Luci, te fugas en un aeroplano
Pero de dolor a tu jardín de diamantes


Luci en el placer
Luci imaginando Lucis en un jardín de diamantes


Luci en la huída
Luci volando a un jardín de diamantes


Luci, quieres ser libre
Luci, estás entre las llamas

Luci, estás ardiendo
Luci, crees que viajas a un jardín de diamantes


Luci, son cadenas
Luci flotando entre flores de polvo nunca llegará a un jardín de diamantes


Texto de Claudia Isabel Quiñónez
23 de diciembre del 2010
Culiacán, Sinaloa.

viernes, 10 de diciembre de 2010

HAY 100 POEMAS MÍOS EN ESTE BLOG

HAY 100 POEMAS ESCRITOS POR MI EN ESTE BLOG.


LOS INVITO A PASAR A LEERLOS.


ATTE.


LA CLAUDIA

domingo, 28 de noviembre de 2010

POEMA DE SELENE ORTEGA

Alicia en venta

Con el paso certero
que atraviesa el charco nocturno
como quien cruza el Central Park por la noche
y desangra la vida:

pies de Alicia en movimiento
por la ciudad-tiniebla

Culiacán candente cocaína

Del centro a la periferia ida y vuelta (viceversa)

Alicia anda
en su país de las no-maravillas

En su andar busca un trueque
para vivir la no-vida
En la ciudad de la muerte
en los brazos de un nuevo comprador
encontró un gran suspiro

escarcha blanca entre las piernas (explosión de un
cuerpo capital)


Selene Ortega
Culiacán, 2008

Link al blog de Selene Ortega:

BIOBLIOGRAFÍA DE SELENE ORTEGA
Selene Ortega. Poeta. Nació el 23 de diciembre de 1985 en Navolato, Sinaloa. Es egresada de la Licenciatura en Lengua y Literatura Hispánicas por la Universidad Autónoma de Sinaloa. Sus poemas han sido publicados en las antologías "Ecos de la imagen" y Http://Poesíacero, en la revista "Tifawin n Arrif", de Marruecos; en "Gaceta Literal" y "Revista Lenguaraz", de México; así como también en las revistas españolas "Palabras diversas" y "Generación espontánea" Actualmente radica en Los Cabos, B.C.S., donde coordina el taller de literatura infantil "Avioncitos de papel"

jueves, 4 de noviembre de 2010

POEMA DE NOVIEMBRE (2010) De mis primeros poemas. ADEMÁS EL ARTÍCULO PERIODÍSTICO: "TERROR E IMPERIO", de John Saxe-Fernández

HOMOFOBIA

¡Ten, ten las llaves!
Mételas en tu cerradura
¡Sí, mete estos versos!
¿No abre?
Agarra el cincel
Rompe la chapa
¡Así, eso es! ¿Ves?
Ya se van, les abriste la puerta
¡Qué se vayan!

¡Qué!, ¿llegaron? ¿Otra vez?
¡Échales flit!
¡Qué!, ¿vuelan?
No te preocupes, pronto caerán al suelo
¡Eso es!
¡Aplástalos ahora!
¡Bien! Sólo eran miedos

Texto de Claudia Isabel Quiñónez
Año 2002
Culiacán, Sinaloa


Terror e imperio

John Saxe-Fernández

“Le pagamos a mexicanos para que maten a mexicanos y esta carnicería no afecta ni el suministro de drogas ni los precios”. Éste es el meollo del programa “antidrogas” o “contra el crimen organizado” auspiciado por Estados Unidos bajo la “Iniciativa Mérida” (IM) en México y Centroamérica, según Charles Bowden y Molly Molloy, en un nítido estudio sobre “Quién está detrás de las 25 mil muertes en México?” (The Nation, 23/VII/2010). Con una factura de 1.4 mil millones de dólares, la IM, igual que el Plan Colombia (PC) es un diseño castrense, paramilitar y mercenario, de invasión y ocupación que incluye, de manera ostensible, el control estadunidense de las políticas de seguridad del “Estado-cliente” sobre su jurisdicción territorial, muestra notable de las continuidades entre demócratas y republicanos.

Iniciado por Bill Clinton, el PC se orientó, por medio del terror castrense y paramilitar: 1) al brutal desalojo de campesinos y pequeños y medianos propietarios, de vastos y fértiles territorios ricos en recursos naturales, a favor de latifundistas, agrobusiness y empresas forestales, carboníferas, mineras, petroleras; y 2) a fragilizar el Estado-nación, encargándole el trabajo sucio, bajo supervisión de Estados Unidos, acentuando su dependencia de los instrumentos de proyección y dominio: los Comandos Sur y Norte del Pentágono, la CIA-DEA y el FMI-Banco Mundial/BID. Subrogados a la Casa Blanca por medio del Departamento del Tesoro, estos últimos inducen la privatización/extranjerización de entes públicos, universidades y patrimonio nacional.

Junto a diseños de integración comercial y de inversión, tipo ALCA, Clinton y Bush II ampliaron el PC a las naciones andinas y desde 2007, bajo la IM, a México y Centroamérica. Como es natural el clima de terror y los resultados son semejantes: el jesuita Javier Giraldo calcula que entre 1988 y 1995 más de 60 mil colombianos fueron asesinados, la mayoría a manos del ejército y de cuerpos para-militares o escuadrones de la muerte que operan bajo dirección estatal. Al inicio de 2010 en la aldea La Macarena se descubrió una tumba colectiva, reminiscencia de la era nazi, con al menos 2 mil cadáveres que, según fuentes locales, el ejército acumuló desde 2005. Ahora, dice Giraldo, el procurador general investiga 150 mil “asesinatos extrajudiciales por paramilitares, de 1980 a la fecha”.

A cuatro años de que Calderón lanzara el ejército a la calle en la “guerra antinarco”, en México la estela de muerte (que a decir del encargado del Comando Norte “es la guerra no-convencional” apoyada por la IM, donde “el enemigo está entre los civiles”), es de 30 mil bajas y los crímenes de lesa humanidad van dejando su huella mortal: a mediados de 2010 se descubrió un depósito de 51 cadáveres cerca de Monterrey, mientras, a semejanza de Iraq y Afganistán, se aterroriza a toda la nación y sus morgues se abarrotan con una cauda diaria de muertos, 90 por ciento de los cuales Calderón vincula al narco, aunque, como recuerdan Bowden y Molloy, según el procurador general de la República, en informe confidencial al Senado, “sólo 5 por ciento han sido investigados”, así que nadie sabe “quiénes están siendo ejecutados, quién los está matando y por qué se asesina a la gente”. Se ostenta una fuerza destructora que intimida y aterroriza, lanzando a la población el mensaje del Estado fallido: “no hay Estado que los proteja y los mato con impunidad”, mientras Estados Unidos realiza la ocupación territorial.

Con bases en Colombia, con presencia militar en puertos, fondeaderos y aguas territoriales de Costa Rica, previo endoso del gobierno de Chinchilla (quien “logró” lo que Calderón no pudo al inicio de su sexenio al tratar de abrogar la Ley de Neutralidad). En México el Partido del Trabajo advirtió que se estarían financiando escuadrones de la muerte al tiempo que el presidente de Afganistán dejó saber que Estados Unidos financia “empresas de seguridad” tipo mafia, que matan civiles y realizan otros actos de desestabilización.

http://jsaxef.blogspot.com/

Periódico La Jornada
Jueves 3 de Noviembre del 2010

lunes, 25 de octubre de 2010

www.rostrosdemexico2010.gob.mx

CLAUDIA ISABEL QUIÑONEZ GÁMEZ
VERANO DEL AÑO 2010
CULIACÁN, SINALOA

sábado, 9 de octubre de 2010

POEMA DE OCTUBRE (2010) Y DE NUEVO RECITARÉ EN RADIO UAS

MORENA

Dame las rosas frescas que me ofrece
tu cuerpo de pantera
Negra
Vacía el rocío cristalino hasta saciar
la sed de la otra rosa
Negra
Sumérgelo en la fuente piramidal
de saliva babosa
ovulada de savia
Negra
Cobija con colmenas de miel
el frío de mi noche
Nuestra noche
Negra

Texto de Claudia Isabel Quiñónez
Año 2004
Culiacán, Sinaloa


INVITACIÓN

EL PRÓXIMO MIÉRCOLES 13 DE OCTUBRE VOLVERÉ A RECITAR EN RADIO UAS.

EN EL PROGRAMA "EL BACHILLER"

A LAS 4:45 DE LA TARDE

PARTICIPARÁ TAMBIÉN LA DRA. DINA GRIJALVA

EL LINK A RADIO UAS ES:

Ruta directa al video y sonido: http://www.radiouas.org/wp-content/plugins/programacion/videoplayer.html

Denle clik a la camarita de video y llegan.

sábado, 2 de octubre de 2010

RECITARÉ EN RADIO UAS EL MIERCOLES 6 DE OCTUBRE. LOS INVITO A ESCUCHARME.

Los invito a escucharme recitar algunos de mis poemas en RADIO UAS (Radio Universidad Autónoma de Sinaloa)

La cita es el miércoles 6 de Octubre a las 16:45 de la tarde, hora local; me puede ver en la siguiente direccion:http://www.radiouas.org/

Y para ver el video denle click en el icono de la camarita de video, la ruta directa al video y sonido es: http://www.radiouas.org/wp-content/plugins/programacion/videoplayer.html

Yo comenzaré el programa que sólo dura 20 minutos. Recitaré durante 5 minutos.

También habrá una entrevista con la Dr. Dina Grijalva, académica de la UAS, quien nos hablará sobre el erotismo en la literatura de Inés Arredondo.

En Sinaloa además claro, pueden sintonizar el programa en RADIO UAS en el 96.1 FM o en el 1150 AM.

ATTE.

Claudia Isabel Quiñónez

lunes, 27 de septiembre de 2010

OTRO POEMA

NOSTALGIA

Con cada paso que doy acorto una distancia
Un lapso de tiempo todavía sin el control de las horas
Con cada paso que doy visito una morada
Tumba que será mi casa
Mi nostalgia
El recuerdo que vendrá a ser en cada paso
Con cada paso que doy me alejo
Para no ser piedra congelada en mi pasado
Subo la cuesta para llegar a la casa que me espera
Debo decir adiós
Mis padres irán a construir su propia casa
Igual que mi amada
Tengo que subir la cuesta
Las piedras sólo son eso, piedras
Con el peso de dolor se hunden
No quiero cavar un pozo triste
Quiero construir mi casa
Con cada paso acortaré la distancia del camino
Paso, ladrillo, casa
Paso, ladrillo, casa
No caeré en un hueco
No me volcaré al vacío
No seré dolor de la tierra, piedra congelada
¡Valiente, dura!, caminaré con ojos tristes
Sí, tal vez, con ojos tristes
Nadie conoce el porvenir

¡El porvenir!
Cómo presiento la angustia de esos años
Los espero con vacío
Con un puñado de tierra cayéndome en los hombros
Tengo un miedo extraño, precipitado al porvenir
No tengo fuerza
¡Un paso, un paso, sólo un paso más!

Debo decir adiós a los que he amado
Mis padres se irán pronto
El amor de quien amo nunca lo tuve
Tal vez llegue alguien
Ayer observé los ojos de una muchacha

No quiero irme, pero tengo miedo de no poder quedarme
Imploro a Dios en mi angustia, a Él, de quien nada sé

¡Ay, tengo que construir mi casa!
Llenarla con ladrillos, esperar el amor de…
¡Tengo tanto amor para ofrecerle!
¡300 mil años luz de espacio!

¡Ay, si me amara, si volviera a mí!
¡Ay!, con cada paso que doy acorto la distancia para llegar a mi casa
O tal vez, para nunca separarme de quien amé hasta la muerte


Texto de Claudia Isabel Quiñónez
Culiacán, Sinaloa
Verano del 2008

martes, 7 de septiembre de 2010

POEMA DE SEPTIEMBRE

LA RES

Cada quien en su manada, res
Como carne sin rastro
¿Y tú, abigeato de fantasmas, alguien oye tus mugidos?
No te escuchan
Porque no perteneces al sonido
Al sonido de las cercas
Tú no tienes dueño
Ellos pronto colgarán sus cuerpos
Si acaso dejarán vacío
Sobre el que tú escribirás fragmentada
Para impedir el fragmento de los rastros
De los rastros de las voces del futuro

Texto de Claudia Isabel
Año 2007
Culiacán, Sinaloa

domingo, 29 de agosto de 2010

CUANDO CUMPLÍ LOS OCHO

Foto tomada por Juan Jesús Quiñónez

MI ABUELITA LUCRECIA Y YO

Mi abuelita Lucrecia Trujillo.

Mi abuelita Lucrecia Trujillo y yo, en la casa de mis abuelos.

domingo, 22 de agosto de 2010

TEXTO DE AGOSTO

EL REPORTERO

En memoria de Lucrecia Trujillo Lizárraga, mi abuela


No mentirás cuando la sangre haga su nido de sombras.

Pero en el Decálogo Dios no dijo que aún era incierto; la llave de la amargura.

Me aterra pensar en el río, va atiborrado de cadáveres.

Dice él que en realidad son recuerdos despiertos que flotan para ser asesinados.

“No mentirás”, le dije que Él dijo, de nuevo; pero en la cabina de su auto, cuando pasaba por un lado de nosotros, una camioneta Lobo con dos malandrines.

“Esta ciudad me parece una floresta de memorias desmembradas.”

“Sí”, me dijo, mira, los escombros de otro delincuente están esparcidos por la calle." Y agregó: “Tienes que saber que una nota es una sierpe de sombras; violentos son los caminos de los que huye un reportero.”

“Pero… no mentirás”, repetí

“¡Hey!”, exclamó, “agarran los ojos de los muertos y los ponen en frascos de canicas. Cada ojo tiene escrito un nombre de alguien ya marcado. Toman los ojos y los echan a una ruleta; en este macabro juego de muerte, el número mortal que no te toque. Las puertas de la morgue, en esta ciudad, se abren a diario para recibir un montón de cadáveres.”

“Pero…”, insistí de nuevo. Por un lado de nosotros, en la calle, las llantas de la camioneta Lobo todavía sombrías se deslizan; lo habían quebrado, los pedazos del cuerpo del delincuente yacían en el pavimento, pero los malandrines aún no terminaban su faena.

“Mira”, dijo, “un boletín de prensa, mmm: La taquigrafía de la taquigrafía de la taquigrafía.”

“¡Uf!”, grité, “por fin se fueron” Los asesinos se alejaban en silencio dentro de la camioneta.

En el camino de regreso me quedé muy serio. Pero la nota que escribimos sobre el crimen de aquel día fue fúnebre, aún censurada. Censurada porque para empezar, los sicarios, verdugos de los periodistas, nunca deben aparecer fotografiados.

Aquella noche él llegó a su casa, bebió unas cervezas y se durmió; amaneció entre las sábanas; tragos de albor estrecho le debe haber dejado la noche.


Texto de Claudia Isabel
Agosto 15 del 2010
Culiacán, Sinaloa

sábado, 21 de agosto de 2010

LUCHA REYES

LA CANTANTE FAVORITA DE MI ABUELA LUCRECIA TRUJILLO


jueves, 5 de agosto de 2010

HERMOSO TEXTO DE YAIZA MARTÍNEZ

Yaiza dando clases en su taller literario
Duele y seguir

Por Yaiza Martínez

se vacía boca abajo como a una caja de cachivaches- ese impulso y
está que arde
al poema
se lo regala, es como una avenida
de pulidos cantos

que vocean acerca del valor de una nevera sin comida, con cuatro
hijos: aprendizaje de cómo el hambre no se sosiega con el discurso.
Pero ella lo intenta: y ésta fue nuestra primera sesión de lo que
duele

así arrastramos la guerra y la posguerra hasta aquí mismo. Nosotras
jugábamos intentando llevarnos, literalmente, el gato al agua.
Segunda sesión de lo que duelen los torturados, cuando se revuelven

regresemos a Mesa y López: dorada la riqueza, por el salitre se va
asimilando a nuestro espíritu, a los calambres, a la carcoma en el
chasis. Él señala con su dedo escayolado y grita un nombre propio.
Tercera sesión, duele la hermosa virgen por elegida, de viva voz

pero seguimos en honor a mi abuela: como ella barrimos los abusos
bajo la alfombra y el hambre que arde
al poema deja caer,
agitando la caja.

Cuarta sesión: duele seguir

Texto publicado por la poeta y narradora española, Yaiza Martínez, en el Blog "Las Mujeres Solubles" El link donde puede encontrar el blog es: http://lasmujeressolubles.blogspot.com/
Muchas gracias, querida Yaiza, por compartir este hermoso texto con nosotros. Un abrazo y un beso, de Claudia
.

jueves, 15 de julio de 2010

POEMA DE JULIO

IRAZEMA EN EL UNIVERSO

¿Ves, travieso durazno
que tienes sangre de las estrellas
que eres la envidia de las rosas
y que eres agua de canto?

¿Ves, traviesa sirena
dorado pez
llama
cómo saltas- tigre?

¿Ves, carnosa fruta de la piel dulzura?

¿Miras, gatita de universo, cómo te desnudas- atas?

¿Ves, rosado pezón
pecho de manzana
mariposa de soles-arena?

¿Lo ves, dulce Irazema brillando en el Universo?

Texto de Claudia Isabel
Jueves 15 de Julio del 2010
Culiacán, Sinaloa

lunes, 12 de julio de 2010

Te juites, Ro


¡Ay, Ro, te juites, te juites, y nunca me dijites!

UN BESO PA' BODOQUE

DE SU TÍA CLAUDIA

viernes, 9 de julio de 2010

POEMA. ADOLESCENTES EN INTERNET. BULLYING.



ADOLESCENTES EN INTERNET: BULLYING

Ya no tengo rostros
Todo lo he perdido
Ellos me ven, pero no lo quieren
¡Mandíbula, escribe!
Escupe, que en las aguas el tacto tiene boca
Ve cómo crecen los rostros
Están enredados
Ahora todos somos invisibles
Nuestra intimidad en un cable
Yo era todo:
¡Pájaro, tuza, león!
Hoy: Sólo soy estiércol

Texto de Claudia Isabel
Culiacán, Sinaloa

domingo, 20 de junio de 2010

"ANACONDA": TEXTO SACADO DEL BAÚL

ANACONDA

En memoria de los civiles muertos el 11 del O9 del 2001, en las Torres Gemelas.

Voy a contarles la historia de una víbora en Nueva York, que murió aplastada en las Torres Gemelas. Ella se llamaba Anaconda, y fue una doble.
Anaconda fue elegida, junto con otras víboras, para sustituir en ocasiones a “La Víbora”, quien acompañaba a Britney Spears en el baile erótico de la canción: I’m slave 4.
La Víbora se sentía la reina, la señora de las víboras, pues Britney, sosteniéndola entre sus hombros, la mostró gustosa en los MTV Video Music Awards.
Anaconda estaba celosa, ya que, desarraigada de su tierra, o sea "de su selva”, no tenía más que la fama – como la Jennifer Lop – En esos días del ataque a las Torres Gemelas, Anaconda escuchó que vendría el manager de Britney, y la sacaría de la jaula. La jaula estaba en el piso 23 de una de las Torres. Sustituiría Anaconda a La Víbora en los HBO Music Awards.
Pero no llegó a Nueva York el avión del manager, sino el de la Jihad. Se estrelló éste contra la Torre, y el rascacielos se llenó de fuego. Vio entonces Anaconda cómo morían casi todas sus compañeras dobles; y en un impulso sexual, que no era sino terror y solidaridad ante la muerte, Anaconda y el resto de sus compañeras víboras unieron sus cuerpos, mientras caían junto con el edificio que se desmoronaba.

Texto de Claudia Isabel
Noviembre del 2001
Culiacán, Sinaloa

RÉQUIEM POR EL IMPLACABLE CRÍTICO DE LOS DESFIGUROS DEL PODER

Carlos Monsiváis


EDITORIAL DEL PERIÓDICO LA JORNADA (20/06/2010)


Monsi, ciudadano comprometido

En los malos tiempos que se abaten sobre el país, la muerte de Carlos Monsiváis, El Monsi –como le decían afectuosamente sus amigos, sus conocidos y sus incontables lectores desconocidos– resulta doblemente desoladora. Cualquiera en el que México hubiera tenido que despedirlo habría sido un mal momento, pero el actual es el peor imaginable para perder a una de sus inteligencias más éticas, generosas y comprometidas con las gestas sociales, a su principal cronista, a un intelectual particularmente lúcido y agudo, al crítico más implacable de los desfiguros del poder.

A lo largo de su vida, Monsiváis registró, con humor, rigor y una suerte de erudición de los terrenos inexplorados de la sociedad, las formas de relación y las prácticas de identidad de la población urbana de la segunda mitad del siglo XX y, sin hacer con ello un retrato complaciente, las presentó como maneras de resistencia o, cuando menos, de compensación frente a la desigualdad, la corrupción y el abuso.

Al mismo tiempo, Monsi dedicó su pluma a la crítica de la cerrazón política oficial; la tragicómica ineptitud de los funcionarios; la prepotencia y los atropellos de un sistema político sin contrapesos formales; la insultante frivolidad de los grupos que se han ido transfiriendo el control de las instituciones, con o sin el aval de la voluntad popular; la connivencia entre los anteriores y los poderes fácticos del dinero y del músculo mediático; el clericalismo rústico y, en años recientes, la inocultable conformación de una clase política-empresarial que es a la vez mandante y mandataria, y responsable principalísima del desastre nacional que hoy padecemos.

Más allá de la innovación formal, de la conversión de usos coloquiales en gran literatura, de la observación aguda en la que se hermanan la mirada del barrio con la tradición conceptista, el sentido central de la vida y de la obra de Monsiváis reside en la subversión verbal y textual frente al poder del gobierno, de la televisión, de las trasnacionales, de la jerarquía eclesiástica, de las corporaciones priístas, de la publicidad, de la venalidad, de la arrogancia, de la ambición, de la miopía y de la insensatez.

No cabe llamarse a engaño: con motivo del proceso electoral de 2006, Monsiváis señaló que un poder entronizado por el dinero a raudales habría de terminar sometido a los designios del mandato económico y advirtió sobre los riesgos de la violencia ideológica de la derecha. Vistos en retrospectiva, esos señalamientos adquieren la condición de una denuncia profética.

El sentido de orfandad es, pues, doblemente arduo en el momento actual, cuando la inteligencia constituye un déficit generalizado; cuando se confunde Estado con Ejército, política con encuestas de popularidad, y opinión pública con opinocracia; cuando el sentido de país está ausente de las decisiones que aún pueden ser adoptadas en las cúpulas políticas y económicas; cuando el cinismo y el pragmatismo extremos dejan de ser motivos de vergüenza y se convierten en actos de lucimiento; cuando el designio arbitrario, la violencia armada y la ley del más fuerte parecen ser los únicos sucedáneos de convivencia civilizada y de régimen republicano.

Signo de los tiempos: los factores de poder denunciados y desnudados por Monsiváis elogian, en estas horas amargas, a un personaje descafeinado, desprovisto de ideología, tolerante para con todo: casi a un intelectual de Estado, situado por encima de diferencias y fracturas sociales. Es obligado recordar, en tal circunstancia, que el escritor desaparecido fue siempre un ciudadano comprometido con las causas políticas, culturales y sociales de los marginados, de los discriminados, de los invisibles, de los de abajo, de los sin voz. Los homenajes póstumos de los poderosos parecen, pues, un ejercicio de hipocresía, que es como se denomina al tributo que el vicio rinde a la virtud.

Para la sociedad de abajo y para los ciudadanos de buena fe que aspiran a un país legal, justo, soberano, democrático e inteligente, el fallecimiento de Carlos Monsiváis es una noticia demoledora. Valga como pésame colectivo y compartido el compromiso de seguir encontrando, en su obra, razones para mantener vigentes esas aspiraciones.

El problema con Monsi

Hermann Bellinghausen

El día que murió Monsiváis la ciudad se puso a llover, como era de esperarse. Reinaba una especie de desconcierto. Como en The Trouble With Harry, aquella excelente comedia negra de Alfred Hitchcock (1955), sabemos que está muerto, pero no sabemos dónde ponerlo. Desde el niño catedrático de la radio (ca. 1950) al consumado muralista de Apocalipstick (2009), su más reciente mejor libro (ni de lejos el último), Monsiváis salió a todas las bolas y ninguna cancha le vino grande.

El problema con Monsi es que fue tantas cosas (cronista, editor, ensayista, traductor, satírico, figura pública, compañero de todas las luchas del pueblo mexicano, historiador, divulgador, declarante perenne al pie el cañón, antologador, memoria de elefante para la trivia, la erudición y la fulminación del enemigo con el vigor de la lengua). Pero también fue muchas otras que se supone no fue (narrador extraordinario, poeta secreto, maestro sin aulas ni muros) y otras que se supone que no debía ser (proclive a las minorías, eterno naco en el Olimpo de las letras, el único intelectual mexicano capaz de ir la televisión comercial, echarse un tiro con cualquier idiota ventajoso y salir no sólo vivo del intento, sino vencedor).

Fue il miglior fabro del periodismo mexicano y de decenas de obras literarias ajenas que hoy son parte sólida de la cultura en nuestra lengua. Pero también personaje de historieta (Chanoc, Fantomas, sus queridos Burrón), aunque para los caricaturistas era una batalla perdida porque no había mejor caricaturista de Monsiváis que él mismo, y se dio el gusto de reunir una colección-archivo definitiva de la tradición monera nacional, incluyendo comiqueros inesperados como Toledo, Orozco o Cuevas.

El problema con Monsi es que los intelectuales que dicen no entenderle en realidad le entienden demasiado bien, y eso les resulta insoportable. Como nunca perteneció a nadie, acabó siendo de todos. Irreductible, independiente, temible, entrañable, hilarante, erudito, con capacidad borgeana para la lectura y estómago de zopilote para lo que muchos consideran basura, como Samuel Beckett en Irlanda, fue el mayor escritor de su tiempo, y protestante en un país católico. Eso le permitió vivir sin tragarse el cuento de la Iglesia, y aunque lo acusaran de jacobino y juarista, no dejó ir con plumas a ningún cardenal, a ningún curita hablador, a ningún ultraderechista de Provida. Vio venir antes que nadie la victoria del PAN y nunca lo dejó en paz. De Fox en adelante, hasta de profeta podríamos haberlo acusado.

No obstante, nada lo regocijó más que los declarantes del siglo: PRI, los Fidelazos, presidentes, diputados, gobernadores, candidatos, ideólogos, publicistas y matachines en turno. Por mi madre, bohemios, la columna volante que documentó nuestro optimismo durante décadas, fue una cátedra cotidiana de cómo leer los medios, cómo leernos, cómo ser atroz espejo para las víboras, sana fuente de risa, camarada de las causas justas. Además escribía parodias con prosa hirviente; deben existir centenares en revistas, periódicos, programas radiofónicos (suyo fue, en Radio Universidad, el inolvidable El cine y la crítica, en pleno diazordacismo).

Podrían ponerle una estatua como héroe de la libertad de expresión. El problema es que no sería suficiente. Él encarnaba esa libertad, siempre le ensanchó las fronteras, de palabra y acción. Les aprendió a Tom Wolf y sus compinches del new journalism el único secreto verdadero: hay que estar ahí. A diferencia de sus modelos gringos, siempre se mantuvo del lado correcto. Su dimensión ética lo hace comparable a Karl Kraus y fue marxista línea Groucho.

Intelectuales, poetas y narradores tenían que tragárselo, invitarlo a sus meriendas, hacerle ojitos, aunque hablaran pestes de él a sus espaldas. Entendió a Carlos Fuentes mejor que éste mismo, y eso no se perdona. Admiró al poeta Octavio Paz por encima de lo que éste lo supo respetar nunca. También fue el primero es contradecir cuando el bardo decía lo que no. Y Paz, no sabiendo qué hacer con ese rival invencible, lo llamaba ocurrente.

Para los conservadores, grandes empresarios, funcionarios culturales, los represores y los farsantes del ágora pública, Monsiváis nunca fue ni será suyo. Simplemente, era ese genio inaprensible que podía entrar a cualquier parte y hablar con quien se le pegara la gana. Nada mexicanamente humano le fue ajeno. Si Slim, los políticos o los banqueros lo sacaban a pasear, era Monsi quien les ponía la correa. Igual los magnates de la televisión, las estrellas.

El problema es que venía del pueblo y nunca salió de él. Estuvo con los obreros en huelga, los estudiantes masacrados, los indígenas en rebelión, los damnificados del terremoto mayor, con los chavos, las ñoras, los choferes y el pueblo-pueblo. Pero sabía de todo, era sabio, y también nos enseñó que la novela policiaca era literatura, y los albures, y las canciones de Agustín Lara. Que detrás del kitsch a veces hay una verdad soberbia y que todos somos hijos de Pedro Infante.

Entendió y tradujo a Wallace Stevens, parafeseó memorablemente a Allen Ginsberg (He visto las mejor mentes de mi generación), identificó la gran poesía del mundo y a los mejores poetas mexicanos del día a día, con una generosidad nunca vista y un rigor tan bien formado que de seguro lo inhibíó para asumirse poeta, aunque lo era.

Tenía enemigos a montón, pero el verdadero problema son sus amigos. Nada más de nombrar a los meros meros cuates suyos necesitaríamos la Sección Amarilla, y para añadir a los conocidos, recurrir de plano al Inegi.

El problema con Monsi es que inventó una prosa, y durante medio siglo XX no descansó de tener ideas, y si no, puntadas, tan agudas que terminaban por convertirse en ideas, y de las buenas. No podía ser el Cronista de la Ciudad porque ya lo había sido Salvador Novo, o bien porque hay tantos que el título es una tontería. De su barrio San Simón en la Portales y el viejo Centro universitario a los momentos épicos de la urbe, las tragedias y las fiestas, siempre estuvo ahí, y si él estaba, pues todos éramos testigos. No extraña que admirara de la fotografía su condición democrática, pues fue el recipiente democrático por excelencia de nuestra vida civil. Él era todas las voces.

El problema con Monsi es que no hay manera de exportarlo, y difícil de traducir aunque no falten esforzados gringos que lo estudian y antologan en inglés. Me pregunto cómo se lee en Nueva York, Buenos Aires o Madrid. Tal vez sólo para nosotros no resulta exótico.
No sé cuándo se publique su último libro. Faltan muchos libros y años, si consideramos que la mayor parte de su obra publicada (un corpus monumental, incalculable) permanece dispersa en todas direcciones. No piensa dejarnos en paz, pues el problema con Monsi es que ni muriéndose va a morir. Nos dejó bien huérfanos, ni modo, pero aún hay Monsi para siempre.

Textos y foto tomados del periódico la Jornada (20/06/2010)

jueves, 17 de junio de 2010

¡VIVA MÉXICO!: ¡FRANCIA 10, MÉXICO 0!

AHORITA VA A EMPEZAR EL PARTIDO
DE FUTBOL DEL MUNDIAL

JUEGAN: MÉXICO VS FRANCIA

¡AHH! Y PUES :¡VIVA MÉXICO!

YO PIENSO QUE VAN A QUEDAR:

¡FRANCIA 10 Y MÉXICO 0!

¿TÚ QUÉ OPINAS, ROCÍO SELENE?

Todos andas diciendo su pronóstico

Unos dicen: Francia 0, México 1

Y También : Francia 0, México 2.

PUES YO PIENSO:

¡Francia 10 y México 0!

Y espero que no me tundan a golpes por mi sinceridad.

ATTE. LA CLAUDIA


domingo, 6 de junio de 2010

OTRO POEMA DE SELENE ORTEGA

ESTRIBO

E non ho amato mai tanto la vita
Tosca

Para Fito


Oliendo la pesadez del techo
que es mi vida
procuro no pensar
en las últimas horas que te di

Y no es que tenga
en los límites de mis dedos
la balanza sangrante del fatigado adiós:
es por paz

que la línea de arrugada frente
se niega altiva a deshojar gladiolas
de la ciudad de jardín asfáltico

Apagado está el miedo del qué te he hecho
para que los días que aún no conozco
sean el estribo que hoy hace falta

En un poste echo el último suspiro
de caminar nocturno que me recuerde a ti
porque las calles ya no tendrán tu nombre

No es encono ser (NO) mío
pero el decoro del presente palpitante
así lo pide

Y así
poco a poco
irán mis pies tanteantes
como olas de un mar que ya no olfatea su muerte.

Selene Ortega
Culiacán, Sinaloa
Septiembre 27 de 2008

lunes, 31 de mayo de 2010

jueves, 27 de mayo de 2010

DEL LIBRO

DULCE MANANTIAL PARA LOS OJOS

(Del libro, en proceso de escritura, En esta voz de espejo)


Descubro en el ojo de la hoja
Revelo, develo, no sé
Miro, siento, ¡llego a creer!


Es también la fortaleza un albergue sin muros
Cuando amaneces para leer la luz del agua
Tal vez un ritual de claveles blancos
Esplende el corazón, y palpitan las yemas de los dedos
Existe un jardín para querer a las rosas
Piensas: Debe ser ésta la paz del cariño
Entonces el blanco de la rosa
Y dices: Hay quereres sin espinas
Brota la miel de leche de los pétalos
No te adentras más en la lúgubre melancolía

Texto de Claudia Isabel
27 de Mayo del 2010
Culiacán, Sinaloa

sábado, 22 de mayo de 2010

DE UN LIBRO EN PROCESO DE ESCRITURA

EN ESTA VOZ DE ESPEJO ( I)

En esta voz de espejo
En esta tumba de diamantes
En las sienes de esta hoja
En este vientre blanco
He de sepultar estos delirios
Esta hambre ruda, pantera no amansada
Han de quedar las huellas
Las letras que respiran aires de luz cegadora
Debe morir erguida
Petrificada, la odiosa pantera
Morir blanca de negrura
Marmórea descarga de la pluma en este cenotafio de las letras

En esta sal de sangre
En estas venas de papel, quiero dejar constancia
“He muerto mil veces, y mil veces he resucitado”
Con puñales las rosas del odio
Con bayonetas las suicidas del prejuicio
Con cañones las famélicas de amor
Las rudas, las desesperanzadas, mil veces me han asesinado
He de saltar la página
Los bellos ojos almendrados
Hoy, perfume de mi propia voz me ofrezco
Comienzo este libro como una despedida
Una toma de conciencia
Que descanse la voz
Que descanse el corazón
Y tal vez, así lo deseo, la furia de la rosa

Texto de Claudia Isabel
20 de Mayo del 2010
Culiacán, Sinaloa

jueves, 20 de mayo de 2010

YAIZA MARTÍNEZ


La fortaleza del jardín
Por Yaiza Martínez

La fortaleza del jardín
columnas leñosas

me hace prometer un albergue en el poema
al que mira

digo

no tengo más que la luz del hueso

Es cierto que hay un enjambre de cadáveres
alrededor del río
estampados en la voz
hablan los muertos

no sabemos si seguirlos
o vivir

satisfaciendo a la forma

Sólo la luz
entrelaza
los dedos de ambas manos

El poema es la expiación
de la carne que aparece

Los escucho asentir el rumor
del viento entre las hojas

(Del libro El hogar de los animales Ada, Editorial Devenir 2006, Yaiza Martínez)

Poeta y narradora, Yaiza Martínez es Licenciada en Filología Hispánica (UCM). Libros de poesía: Rumia Lilith (2001), El hogar de los animales Ada (Editorial Devenir, 2007) y Agua (Ediciones Idea, 2008). Es también autora de la novelas Las mujeres solubles (Lulu.com, 2008). Poemas suyos han aparecido en diversas publicaciones como El signo del gorrión, Vera, Los noveles o ABC Cultural. Ha traducido El Señor de Ballantrae de R. L. Stevenson (2005) para la editorial Marenostrum. Ha ejercido la crítica literaria en la revista Reseña. En la actualidad es traductora y redactora-jefe de la revista de Ciencia y Humanidades Tendencias21

domingo, 9 de mayo de 2010

¡OTRA SÚPER MAMÁ!: MAMÁ, POETA, NARRADORA, AMA DE CASA Y REDACTORA EN JEFE DE LA REVISTA ESPAÑOLA DE CIENCIAS Y HUMANIDADES "TENDENCIAS 21"


YAIZA MARTÍNEZ, ¡OTRA SÚPER MAMÁ!
LINDA ESPAÑOLA DE LAS ISLAS CANARIAS
POETA Y NARRADORA, A LA QUE PUEDEN
ACERCARSE LEYENDO EL BLOG:
" LAS MUJERES SOLUBLES"
http://lasmujeressolubles.com/.
COMO VEN, TENGO DOS GRANDES AMIGAS POETAS Y MADRES
Y PUES HAY QUE FESTEJAR A NUESTRA MAMÁS. YO LES PUEDO DECIR QUE ADORO A LA MÍA Y DESDE AQUI LE MANDO MUCHOS BESOS.


¡QUÉ FELICIDAD! ASÍ LA QUIERO VER SIEMPRE A ESTA SÚPER MAMÁ

SELENE ORTEGA (MI AMIGA ROCÍO)
HERMOSA POETA Y GRAN MAMÁ

viernes, 7 de mayo de 2010

OTRO POEMA

FUNERALES

A mis padres

Yo sé que me engaño
Estas paredes ebrias, borrachas de mí
pregonando el día
A pesar de esta nada hueca del sol
Y ponerse la camisa de fuerza
Y naufragar en funerales de colores
Yo sé que me engaño
En el Hospital del Día, yo me engaño
Dudo, me engaño, y río a carcajadas
Entre funerales de letras, senos de lumbre y ansias de colores
Pero debajo de la cama de metal asustado, un monstruo me
pide las entrañas
Y me engaño, y me engaño
Y vuelvo a nacer, y no lo miro
He dado mis pasos agrícolas para ver crecer el día
Hoy, mañana, los días siguientes
Yo, paciente inoportuna, llego, impaciente, a abolir la muerte
Y sé que me engaño
Me engaño
Como arcoiris, me engaño
Adentro, en el restaurante del Hospital del Día, dos comensales, dos ángeles guardianes, en una eternidad me esperan
A mí, hartazgo de los gatos de la luna
Camino, ¡hija, hija! ¡Siempre hija!
En esta tesitura de luces, en está sinfonía

Texto de Claudia Isabel
6 de Mayo del 2010
Culiacán, Sinaloa

domingo, 2 de mayo de 2010

POEMA DE MAYO

MAGNITUDES

A mi hermana Pati y a mi hermana Rocío

“Si el tiempo canta , y has conocido los acordes de las horas
Y quieres reír con los zapatos , y tocar con la nariz burbujas
Seguramente estás viendo una sonrisa


Déjate caer, tiempo de una boca que se ríe
Acuéstate a mi lado
Méceme en tu carnosa calle del número
La plaza lléname de ojos
Aniquila la razón, el volumen, el ábaco
Edifica el Tiempo verdadero
Tiembla espiral eterno de volúmenes rojos
La calle besa con tu fuerza
La calle besa con tu peso
Abstracta galería de los segundos de los dientes
De los segundos de los labios
Rama que se extiende
Habitáculo de pájaros
Alma y cuerpo
Cuerpo y alma
Geométrica voz
Danza de ojos ebrios
Bar de regaladas copas
Ábaco de besos
Mensurable geografía de abril
Temperatura humana
Flor de números

Texto de Claudia Isabel
2 de Mayo del 2010
Culiacán, Sinaloa

domingo, 25 de abril de 2010

CANCIÓN

Letra de Claudia Isabel
A la "Marcha Druida"
Musica de la Edad MediaMARCHA CONTRA EL FUEGO CRUZADO DEL USURPADOR

Por todos los niños, por todos los muertos
Por todos los que aún están en casa


Viviré, no me doblaré
La vida es buena cuando hay valor
Cuando hay valor

Viviré, no me doblaré
El odio de tu guerra terminará
Terminará

Viviré, no me doblaré
No jugaras con fuego
¡No me matarás!

Viviré, no me doblaré
Vencerá mi paz
Tocarán las campanas de la libertad

Viviré, no me doblaré
De su boca el odio, de la mía la paz

Viviré, no me doblaré
¡Ellos son los hijos del mal!
¡Ellos son los hijos del mal!

Viviré, no me doblaré
No correrá más sangre
No correrá

Viviré, no me doblaré
¡Adiós soldados!
¡Adiós usurpador!

Viviré, no me doblaré
Las calles deben ser de paz
Deben ser de paz

Viviré, no me doblaré
Me pedirás perdón
Me pedirás perdón

Texto de Claudia Isabel
2O de Abril del 2010
Ciudad de México

jueves, 15 de abril de 2010

ABRIL

ODA AL FRIJOL CON HUESO
A mi mamá

¡No es el caldo de los dioses, es el caldo del pueblo!
Es el sabor del caldo de carne de costilla
en mestizo matrimonio con un caldo de frijoles
¡Ay frijoles y costilla!
¡Ay chile piquín y limones!
Con la cebolla morada, en pedacitos partida
Caldo de costilla, caldo de frijoles
saben juntos a esta tierra que los casó aquel día
en que mezcló en la olla la carne y los frijoles
Los frijoles de la tierra sinaloense
La costilla de la vaca oriunda de los pastizales españoles
¡Ay frijoles y costilla!
¡Ay chile piquín y limones!
Con la cebolla morada, en pedacitos partida
¡Acompáñenlo con la tambora!
¡Acompáñenlo con la tortilla!
¡No el caldo de lo dioses, es el caldo del pueblo!

Claudia Isabel Quiñónez
Culiacán, Sinaloa
Año 2009

jueves, 25 de marzo de 2010

POEMA

MARZO

En el río la sombra del tiempo
Se han detenido oscuras las horas
Bajo la calle, doblo la esquina, busco la casa
Pero en el río se han detenido las horas del tiempo
La calle está sola, y busco la casa
La casa sin número
La que no me espera
La que no existe, la que no está
No hay consuelo
Y doblo la esquina, camino más calles, y nunca la encuentro

Texto de Claudia Isabel
25 de Marzo del 2010
Culiacán, Sinaloa

martes, 16 de marzo de 2010

ESTRELLA QUIÑÓNEZ (1992-2010)

Conmigo se han encariñado
pero yo, esta alma, debo hacerme a un lado
para dejar salir a esta nueva alma
este nuevo ser que hoy continúa
Aunque mi tiempo se acaba no me iré
siempre estaré a un ladito de tu corazón


Texto de Estrella Ayerim Quiñónez López
Estas palabras las escribió mi sobrina Estrella en una libreta.
Las escribió días antes de morir en un accidente automovilístico
en la carretera Navolato-Altata.

POEMA

CANCIÓN DE UNA MADRE ANTE LA MUERTE DE SU HIJA

A mi sobrina Estrella Quiñónez, que en paz descansa
(1992-2010), y a Mireya, su madre


¿Por qué te la llevaste? No es justo
El Cielo ya tiene muchas estrellas

¿Por qué te la llevaste? No es justo
Ya tienes quien cuide la puerta de tu casa

¿Por qué te la llevaste? No es justo
¿Quién regará el campo de sus sueños?

¿Por qué te la llevaste? No es justo
Yo creí en el milagro del nacimiento de la niña

¿Por qué te la llevaste? No es justo
La tarde será triste

¿Por qué te la llevaste? No es justo
Una madre ha visto morir a su hija

¿Por qué te la llevaste? No es justo
Ya no oiré el canto de sus pasos

¿Por qué te la llevaste? No es justo
En el camino ha crecido una grieta

¿Por qué te la llevaste? No es justo
Su vida feliz, su paz tendida

¿Por qué te la llevaste? No es justo
¿Por qué te la llevaste?

Texto de Claudia Isabel Quiñónez
Miércoles 10 de Marzo del 2010
Culiacán, Sinaloa

lunes, 15 de marzo de 2010

martes, 9 de marzo de 2010

DE MIS PRIMEROS TEXTOS

METAMORFOSIS

A mi sobrina Ana Sofía Quiñónez

Contemplaba en la noche el cielo estrellado, de pronto, como si hubiese sido transportada a lo lejos, lo que veía era la Tierra; pero ella estaba azul, azul y con una pequeña mancha café. Desesperada, alzando los brazos la tomo y la sacudo; de repente, mis manos que agarraban por los polos se convierten en tarántulas, entonces me horrorizo y la suelto. Y ésta cae y cae, sin embargo, es mi cuerpo con las piernas por delante amarradas a mi cuello, quien cae, entre cielos oscuros y nublados.
Llego a una superficie, y sigo con las piernas por delante amarradas a mi cuello. Me veo una pelota de básquetbol; alguien me bota, siento su pesada mano cruelmente insistir en estrujarme contra el suelo, hasta que caigo en una caja de cristal; otra vez soy persona, sólo que no me puedo mover, estirada y boca arriba, en el fondo del recipiente.
Comienza encima de mí a bajar agua, homogénea y lentamente, como si no hubiese gravedad; no lo soporto. Empujo con la cabeza el vidrio, lo rompo, giro mi cuerpo a la derecha, me pongo boca abajo, y me salgo arrastrando; ahora soy una serpiente. Me incorporo y me veo un espejo; entonces grito y grito, y grito tanto que me despierto.

Texto de Claudia Isabel
Diciembre de 1995
Ciudad de México

domingo, 7 de marzo de 2010

MI ABUELO

Fotos del álbum de la familia Quiñónez Meza

MI ABUELO JUAN
JUAN NEPOMUCENO QUIÑÓNEZ FIGUEROA, MI ABUELO

MI ABUELO NACIÓ EN 1905, EN EL BARRIO DE LA CANELA,
EN COSALÁ, SINALOA. De profesión talabartero, sólo que mi
abuelo aprendió a hacer zapatos, y llegó a tener una fábrica.
Durante muchos años la zapatería de mi abuelo fue la principal
tienda de zapatos de Culiacán. La "Zapatería Quiñónez" de mi
abuelo, estuvo ubicada en la calle Domingo Rubí, entre Colón y
Boulevard Madero; en la casa de la familia, donde nació mi papá.

Mi abuelo fue un hombre muy trabajador y perseverante.
Tuvo 14 hijos: 4 con Doña Evodia, 4 con mi abuela Lucrecia,
y 6 con Doña Manuela..

Mi abuelo "Don Juan" tuvo como madre a mi bisabuela
Francisca Figueroa, y como padre a mi bisabuelo Triunfo
Quiñónez.

Mi abuelo murió hace 35 años, y hace dos domingos también
murió, pero en un accidente automovilístico en la carretera,
mi sobrina Estrella Quiñónez, nieta del hermano mayor de mi
papá, de mi tío Juan Jesús Quiñónez Beltrán. Estrella tenía 17
años, y pues nos ha dejado muy triste su muerte.
Estas fotos que pongo de mi abuelo me las dio mi primo,
el papá de Estrella. Cuando tenga más fotos de mi otro abuelo,
y de mis abuelas, las subiré y les contaré de ellos. Además, pues
ahorita no tengo otro poema terminado.

martes, 23 de febrero de 2010

GEOMETRÍAS

A mi sobrina María Emilia Quiñónez

Lo que es se opone al caos
A la oscuridad del pozo donde los contornos no existen
Al río negro donde el odio muestra sus mandíbulas
Ahí donde se desborda la incertidumbre triste del deprimido
y la ignorancia de “la blasfemia”
Ahí donde los cañones del hombre apuntan al cielo
y vomitan el fuego de la nada

Lo que es se mira con ojos que miran líneas
Líneas que limitan figuras
Con contornos, con superficies

Con dos ojos se mira lo que es
Un ojo mira con el ojo
El otro, con el alma
En el Orden, en el Ser, en el verdadero Ser, se imponen los límites
Las líneas que se curvan, que zigzaguean, que son rectas
Que se cierran o no se cierran, pero que imponen límites
Un límite, un contorno, espesa
Puebla al mundo de objetos-contornos-superficies
Un contorno veloz es un pájaro
Una línea corta el cielo y crea una montaña
Un árbol reza con sus líneas-brazos
El sintagma tiene líneas-contornos-superficies de semas
y significantes
La alegría es la mesura desbordada de una línea que se curva
y se cierra
Pequeños contornos son las letras de la palabra
La palabra con su significado-significante es un contorno-superficie
Un contorno que a su vez conforma los contornos del poema
El poema es un contorno y una superficie
Un contorno de sonidos y ecos
Un pájaro que vuela libre
Un pájaro que deja estelas de pájaros
Al fondo de donde vuela el pájaro, hay un enorme cielo azul colmado
de líneas-arcoiris
El pájaro vuela libre entre los colores-líneas que se desbordan, pero
sólo en los colores
-Aunque también el color y la textura matizan y fundan el mundo de
los objetos
Al fondo azul, al enorme cielo azul en donde vuela el pájaro, se le nombra: Templo del lenguaje

Texto de Claudia Isabel
23 de Febrero del 2010
Culiacán, Sinaloa

viernes, 19 de febrero de 2010

¡MUCHAS GRACIAS!

Le doy las gracias a la poeta y narradora, Yaiza Martínez, por la publicación de mi poema MANOS, en el blog Literaria de la Revista española Tendencias 21. ¡Muchas Gracias, querida Yaiza! Un abrazo grande de tu amiga Claudia.

Culiacán, Rosales, Sinaloa, 19 de Febrero del 2010

martes, 16 de febrero de 2010

RENUNCIA A ColArte

Primero debo decir que yo me encontraba en la Ciudad de México durante toda la organización del evento de ColArte en la Casa Achoy. Tampoco pude estar en dicho en evento, sólo pude regresar a Culiacán un día después de que ocurrió. Nada sé bien de cómo se llevó a cabo, pero el Colectivo Artístico ColArte nace con dos ideas o acuerdos principales: El primero: Ser un colectivo independiente. Acordamos jamás recibir financiamiento de ninguna institución o gobierno. Punto que hasta ahora se ha respetado, pues mis compañeros, según me dijo Fabiola Lizárraga, cooperaron para lo que se necesitó -Que en realidad casi nunca se necesita nada, puesto que nuestro compañero y amigo Tito, es dueño de unas bocinas y un micrófono, y con eso nos basta, pues no los presta.
El segundo acuerdo: Que ColArte representa un espacio para aquellos que no tienen "espacio". Los que nunca aparecen en los museos, teatros y galerías, o periódicos, etc. Nace con la idea de que los artistas de "abajo", los artistas revolucionarios, tenga un lugar para expresarse .
La idea de tranformar nuestra sociedad, las ideas de crítica y construción son nuestras banderas. He decidido renuciar a ColArte porque en el segundo punto no nos ponemos de acuerdo. Yo respeto la posición y sé de las buenas intenciones de mis compañeros y amigos, pero creo muy importante respetar íntegramente el segundo punto. Como no nos ponemos de acuerdo, he decidido renunciar a ColArte.

Atte.

Claudia Isabel Quiñónez Gámez
Culiacán, Sinaloa, 16 de Febrero del 2010

miércoles, 10 de febrero de 2010

POEMA FEBRERO

MANOS

A mi sobrina Andrea Carolina M. Quiñónez

Algunas veces mis manos tocan el tiempo
Entonces sé que no sueño el sueño que soy
Hay un ser que me acostumbra
El Tejedor
En su red bailo el tejido de estas letras
En un caracol escribo su red
Él debe estar contento
Pero algunas veces también toco las campanas del cosmos
Encuentro hilos que conforman la red
Es la energía de una mano lejana
Él no me lo dijo - o tal vez -
Pero en el mar danzan manos que se toman
En un mantel de caracoles, ahora sé, está extendido el mundo

Texto de Claudia Isabel
10 de Febrero del 2010
Ciudad de México